miércoles, 27 de junio de 2018

LEÓN DROZ BLANCO



León Droz Blancob nació en San Félix de Maturín, Edo. Monagas, el 28 de junio de 1925.
Contrajo nupcias en el año 1945 con Lola Sandoval Hernández, y el enlace tuvo 2 hijas: Belkys y Francis.
Miembro de la Resistencia contra el gobierno del General de División Marcos Pérez Jiménez (1914-2001).
Estudió en la Escuela Militar, hoy Universidad Militar del Ejército Bolivariano, de donde egresó como Subteniente del Ejército de Venezuela en la Promoción "José Félix Ribas" del año 1947, ocupando el puesto de mérito número 15.
Era experto tirador con arma larga, y representó a Venezuela, en el año 1951, en Helsinki, Finlandia donde ganó una competencia de tiro.
Visitó en una oportunidad el Campo de concentración de Guasina en el Delta del Orinoco, y luego se unió a la Resistencia contra el gobierno de Marcos Pérez Jiménez. Estuvo preso en la Fortaleza de "El Vigía", en La Guaira, Edo. Vargas, de donde logró escapar; y decidió irse al exilio, viajando a Trinidad y Tobago y luego a Colombia.
El militar monaguense, Teniente del Ejército León Droz Blanco fue asesinado por un venezolano enviado a Barranquilla, Colombia, para tal fin, ocurriendo el hecho el 11 de junio de 1954. Sus restos fueron repatriados a Venezuela y enterrados en el Cementerio General del Sur, el 7 de agosto de 1958.

Lic. Sonia Verenzuela T.
2018
FUENTES CONSULTADAS

1 comentario:

  1. Con todo respeto, muy simple y errónea su reseña. En Principio no fue un guerrillero. Fue un excelente oficial, que se destacó en su especialidad deportiva. Fue asesinado por esbirros de la Seguridad Nacional, de la oprobiosa dictadura de Marcos Pérez Jimenez, quien ordenó su persecución y muerte, por manifestar su inconformidad por la violación a la Constitución y leyes que garantizaban las libertades democráticas, en especial las detenciones arbitrarias, la tortura y asesinato de Demócratas que cumplían con el deber de luchar por la restitución del orden Constitucional. El dictador, ante el temor infundado de ser él un campeón de tiro al blanco con alta distinción internacional, por la intriga e envidia de sus propios compañeros, encomendó su vil y cobarde asesinato, cuyos homicidas fueron enjuiciados al ser derrocada la dictadura criminal.
    Pongo a su disposición, rica e irrefutable literatura jurídica penal que en su connotado caso internacional, dictó doctrinas y jurisprudencias en el enjuiciamiento de militares y policías en tan oprobiosa dictadura criminal. Quedo atentamente a su disposición, para tan debido, justo y noble propósito democrático.

    ResponderEliminar