lunes, 8 de febrero de 2016

JOSÉ CRISTÓBAL HURTADO DE MENDOZA Y MONTILLA



José Cristóbal Hurtado de Mendoza y Montilla nació en Trujillo, Edo. Trujillo, Venezuela, el 23 de junio de 1772. Hijo de Luis Bernardo Hurtado de Mendoza y Gertrudis Eulalia Montilla Briceño.
Contrajo nupcias en 3 ocasiones; la primera vez, con Juana María Briceño Méndez Mendoza; la segunda, con María Regina Montilla del Pumar, pariente de José Ignacio del Pumar, marqués de Boconó y de las Riberas del Masparro; y la 3ra. Vez, con Gertrudis Buroz Tovar, con quien tuvo 11 hijos: Cristóbal, Gertrudis Eduvigis, Josefa Regina, Carlos, Juan José, Lorenzo, Regina, Simón, Francisca, Luis Evaristo y María Asunción.
Recibió una esmerada educación en Trujillo, propia de las familias con buena posición económica. Posteriormente, en 1788, viajó a Caracas a objeto de proseguir con su formación académica, cursó el bachillerato en artes (filosofía) hasta 1791, luego obtuvo los grados de licenciado y maestro (1793) y finalmente, en la isla de Santo Domingo, alcanzó el título de doctor en derecho civil y canónico (1794).
En 1794 regresó a Venezuela, y en su tierra natal, trabajó en el bufete del abogado trujillano y futuro militar independentista Antonio Nicolás Briceño. Al año siguiente pasó a Mérida, donde ejerció la abogacía. Durante aquel año impartió clases como profesor de filosofía en el colegio seminario de San Buenaventura de Mérida. Más tarde, a finales de 1796, estuvo en Barinas, ejerciendo su profesión de abogado.
El 10 de julio de 1796 la Real Audiencia de Caracas le confirió el título de abogado.
En enero de 1807, Cristóbal Mendoza fue electo alcalde de primer voto del Cabildo de Barinas. Al ocurrir el movimiento del 19 de abril de 1810, se unió a la causa de Caracas. El 5 de mayo de ese mismo año, se organizó una Junta de Gobierno en Barinas, y Mendoza fue vocal secretario. Posteriormente, representó a la provincia de Barinas en el Congreso Constituyente de 1811. El 5 de marzo de 1811 el Congreso lo designó 1er. Líder del Triunvirato Ejecutivo, el cual ejercería el gobierno del país junto con Juan de Escalona y Baltasar Padrón, quienes se turnaron semanalmente en el ejercicio de la presidencia.
El 5 de julio de 1811, Mendoza fue signatario del Acta de la Independencia.
Al perderse la Primera República, en 1812, Mendoza viajó hasta la Nueva Granada, Colombia. Al siguiente año, se unió a las fuerzas organizadas por Simón Bolívar, siendo designado Gobernador político de Mérida. Es oportuno destacar que el abogado y 1er. Presidente de Venezuela, desempeñó diversas funciones públicas, tales como, administración política, víveres, impuestos, insumos y vestuarios para el ejército, hospitales, patrullaje cívico y vigilancia de espías.
Mendoza fue quien propuso el título de Libertador para Simón Bolívar, en el Cabildo Abierto, realizado en Caracas, el 14 de octubre de 1813.
Luego, ante la llegada de las fuerzas de José Tomás Boves, en julio de 1814, Mendoza y su familia viajaron a varias islas de las Antillas; entre ellas, Trinidad.
Articulista en el Correo del Orinoco, entre 1819 y 1820, publicado en Angostura, hoy Ciudad Bolívar. Empleó el sudónimo Un Patriota.
A fines de 1821 regresó a Caracas junto a su familia, y fue nombrado presidente de la Corte Superior de Justicia del departamento de Venezuela, en 1825 renunció al cargo en la Corte Superior y se dedicó al ejercicio de su profesión, y promovió la construcción de una carretera entre Caracas y La Guaira, empresa que no llegó a concretar.
En las elecciones de 1825, obtuvo la mayoría de votos para presidente de la República, en el departamento de Venezuela. En 1826, Mendoza y Yánez iniciaron la edición de la primera obra histórica para el estudio de Bolívar y su época, titulada Colección de documentos relativos a la vida pública del Libertador de Colombia y del Perú, Simón Bolívar, la cual constó de 22 tomos.
En abril de 1826, fue nombrado intendente del departamento de Venezuela por el vicepresidente Francisco de Paula Santander desde Bogotá, Colombia. Posteriormente en noviembre de ese año, se opuso a la disolución de la Gran Colombia. Poco después, el General José Antonio Páez le ordenó salir del país, lo cual hizo el 27 de noviembre de aquel año, viajando a la isla de Saint Thomas, mientras que su familia permaneció en Caracas.
A comienzos de 1828, a pesar de estar enfermo, pensó separarse del cargo para asistir a la Convención de Ocaña, en representación de Mérida, pero Páez se opuso. Lamentablemente la enfermedad le impidió viajar; y renunció ese año a su cargo de intendente.
El abogado trujillano y 1er. Presidente de Venezuela, José Cristóbal Hurtado de Mendoza y Montilla falleció en Caracas, el 8 de febrero de 1829.

Lic.  Sonia Verenzuela T.

2016

FUENTES CONSULTADAS

Briceño Perozo, Mario (1990): Cristóbal Mendoza: el sabio que no muere nunca, Volumen 165 de Libro menor, Editor Academia Nacional de la Historia.
Mendoza, Cristóbal (1972): Escritos del doctor Cristóbal Mendoza (1772-1829): edición conmemorativa del bicentenario del nacimiento del primer presidente de la República de Venezuela. Ediciones de la Presidencia de la República.

ICONOGRAFÍA

1 comentario: